Viehscheid o la vuelta al cole de las vacas


Escrito por ESyDE el 16 de septiembre del 2013

Una de las tradiciones más bonitas que se celebran en Baviera, más concretamente en la maravillosa región alpina de Allgäu (Algovia), es el Viehscheid o la vuelta al cole de las vacas, como hemos decidido traducirla.

Esta tradición ancestral consiste en el descenso de las vacas desde las montañas donde han pasado unas largas vacaciones de 100 días, desde junio hasta mediados de septiembre. Allí arriba, todo el ganado vacuno de la localidad disfruta de los suculentos pastos y el aire puro de los Alpes bávaros y recibe los cuidados de uno o varios pastores que también pasan el verano en la montaña. Una forma de vida tan dura como romántica.

Durante todo el período estival, los pastores ordeñan las vacas, se esfuerzan por producir los mejores quesos y de vez en cuando ofrecen bebidas y tentempiés a los excursionistas que pasan por el Alp, el pasto y la cabaña donde habitan.

Cuando llega el final del verano y acechan las primeras heladas, ha llegado la hora de preparar la cartera y bajar. El día de la fiesta del Viehscheid las vacas, y sobre todo la Leitkuh (Miss Vaca, para entendernos), son cuidadosamente engalanadas con flores. Ahora bien, cuando ha habido alguna pérdida en las alturas, ese año las reses no van adornadas.

Lo que todas llevan siempre son unos cencerros característicos, más grandes que los que suelen llevar en la montaña. Estos cencerros gigantescos producen en la distancia un sonido agradable e inconfundible que anuncia a todos el comienzo de la fiesta, y que poco a poco va convirtiéndose en un estruendo ensordecedor a medida que se acerca al pueblo.

Video: El retorno de las vacas a Immenstadt

Video: Las vacas llegan a la plaza de Immenstadt

Durante la bajada, el pastor y varios mozos y mozas acompañan al ganado ataviados con los trajes regionales. Es decir, Dirndl para ellas y Lederhose para ellos.

DIGITAL CAMERA

Ya en el valle, las vacas de varios Alpen se reúnen en la plaza del pueblo, donde son clasificadas (y de ahí la palabra Viehscheid, ya que Vieh significa «ganado vacuno» y scheiden, «separar») y devueltas a sus dueños. Estos se las llevan de regreso a la granja, donde pasarán el invierno calentitas y resguardadas en los establos.

Pero para los humanos la fiesta continúa. Cada localidad celebra su Viehscheid con una carpa, mucha cerveza, comida (por respeto a las vacas, preferiblemente carne de cerdo o platos vegetarianos) y música típica bávara. Sobra decir que los pastores que han vivido aislados durante meses agradecen la compañía humana, sobre todo la femenina…

Este tipo de evento puede que tenga lugar en más sitios del mundo, pero en ninguna parte es celebrado de una forma tan pintoresca como en el Allgäu.

P. D. No nos podemos resistir, aquí va un pequeño glosario alemán-español sobre el Viehschied:

Allgäu (s): Región que se extiende por el sur de Baviera y Baden-Wurtemberg . La denominación oficial en español es «Algovia», pero por motivos sentimentales nos hemos permitido utilizar el topónimo alemán.
Almabtrieb (e), Alpabtrieb (e): Bajada de los pastores desde las cabañas alpinas.
Almrausch (e): En el dialecto de la región, rosa alpina (Alpenrose).
Tal (s): Valle.
Alp (e), Alm (e): Pasto alpino con su cabaña correspondiente.
Bauernhof (e): Granja.
Bergkkäse (r): El queso que fabrican los lecheros en la montaña.
Bergweide (e): Pradera de la montaña.
Kässpatzen (pl.): Plato típico y contundente de pasta casera con Bergkäse y cebolla frita.
Kopfschmuck (r): Adorno floral que se coloca en la cornamenta de las vacas para la fiesta.
Kranzkuh (e), Leitkuh (e): Vaca que dirige el rebaño en a bajada a los valles. La fallera mayor en términos etnológico-comparativos.
Schelle (e): Cencerros grandes fabricados especialmente para la ocasión del Viehscheid.
Viehscheid (r): Separación del ganado para su estabulación al final del período estival.

Volver atrás